Cómo hacer un gorro de lana

0 652

No hay nada que más relaje que sentarse en tú salón con una manta en el regazo y hacer punto de aguja. Confeccionar maravillosos patrones con un  gran resultado nos gusta. Cuando se acerca el invierno siempre podemos hacer un gorro de lana. Lo puedes hacer para ti o para toda la familia. Seguro que ellos te lo agradecerán. La moda va cambiando y por lo tanto la forma de hacer punto varía de un tiempo a otro. Puedes buscar los patrones que mejor se adapten a la moda de ese momento. Un gorro tradicional no pasa de moda ¡es lo bueno que tiene! Te vamos a enseñar cómo hacer un gorro de lana desde la comodidad de tú hogar.

La moda va cambiando y por lo tanto la forma de hacer punto varía de un tiempo a otro. Puedes buscar los patrones que mejor se adapten a la moda de ese momento. Un gorro tradicional no pasa de moda ¡es lo bueno que tiene! Te vamos a enseñar cómo hacer un gorro de lana desde la comodidad de tú hogar.

Si te gusta la moda seguro que te gustan los complementos. Cuando hace frío los complementos en nuestro look se disparan: gorros, bufandas, guantes, etc. Si eres de esas personas que les encantan customizar su ropa ¡no lo dudes! Puedes hacerte un gorro en tú casa con dos agujas de hacer punto. Te puede parecer algo bastante difícil si no tienes experiencia, pero no lo, pues con una buena base de paciencia puedes conseguir unas buenas prendas que te quitarán mucho el frío del duro invierno. Podrás hacer gorros a juego con tú ropa ¿no te parece perfecto?

¿Cómo puedo hacer un gorro de lana?

Te dispones a hacer complementos y no sabes ni por donde empezar ¡es normal! ¡tranquila! Vas a necesitar diversos materiales, pero son fáciles de conseguir en cualquier tienda cercana a tú casa ¿has pensado en hacer un gorro de lana?  Necesitarás el uso de lana. Tendrás que elegir el color para realizar el gorro. Fíjate en el color de tú ropa. Normalmente la ropa de invierno suele ser más apagada. Los colores que nos ponemos son oscuros. Lo mejor si no tienes tiempo y solo puedes realizar un gorro es que lo hagas de un solo color. Cuando dispongas de más tiempo podrás realizar un gorro de un color que te pegue más con cierta prenda o de un color más llamativo ¡el color es vida! La lana se maneja bastante bien y no importa que no tengas mucha experiencia con ella.

¿Qué materiales voy a usar?

Compra lana en esta ocasión que sea gordita. Si es la primera vez que vas a tejer lo mejor será comprar la lana gorda, además de que el gorro quedarás más bonito y calentito. Elige el color y la textura de la lana. Hay ovillos que tienen colores lisos, pero hay otros que mezclan varios colores en uno. Mientras se va tejiendo va componiéndose unos colores muy bonitos sin lugar a dudas.

Comprar un par de agujas. El número de las agujas dependerá del grueso que tenga la lana que hemos comprado. Hemos dicho que hemos adquirido una lana gruesa, por lo tanto vamos a comprar las agujas con un número alto, cómo por ejemplo el número diez.  Si lo deseas puedes comprar unas agujas más delgadas, pero siempre y cuando hayas comprado una lana más fina. Compra unas buenas tijeras que sean capaces de cortar bien la lana.

La moda va cambiando y por lo tanto la forma de hacer punto varía de un tiempo a otro. Puedes buscar los patrones que mejor se adapten a la moda de ese momento. Un gorro tradicional no pasa de moda ¡es lo bueno que tiene! Te vamos a enseñar cómo hacer un gorro de lana desde la comodidad de tú hogar.

¿Cómo hago un gorro básico?

Es verdad que cuando hemos empezado en el mundo de las dos agujas no nos enteramos de nada. Mirando en revistas especializadas diversos patrones que nos hablan de forma muy rara: que si media puntada, que si cruce alto, etc. De esta manera es difícil tejer un buen gorro. Lo mejor será tener paciencia y aprender de forma autodidáctica a tejer un gorro. Puedes ponerte varios vídeos de youtube para poder aprender. El típico gorro básico es el más fácil de hacer. Nos referimos al típico gorro que cubre toda la cabeza y que termina con un  maravilloso pompón en su punta ¿quién no ha tenido un gorro así de bonito que nos ha quitado el frío en invierno?

Puedes elegir un color básico para que te lo puedas poner todos los días con el abrigo de turno. Intenta usar el punto llamado bobo para tejer el gorro. Esto es pasando una sola vez la lana por la aguja y soltándola por debajo. Si no sabes cómo hacer el punto bobo lo puedes aprender. Para confeccionar tú gorro tendrás que medir el contorno de tú cabeza. Una vez que tengas los centímetros vas a realizar la cadeneta en la lana. Empezarás a tejer siempre con el punto bobo hasta alcanzar una altura suficiente como para que cubra la cabeza y pueda dar un doblez en el filo del gorro. Cuando tengas terminado el gorro lo vas a coser y le vas a dar forma. Tendrás que hacer un pompón bien bonito y lo coserás en la punta del gorro. Este puede ser de un color más fuerte que la lana del propio gorro.

Otros modelos de gorros de lana

Una vez que sepas hacer miles de gorros básicos con el punto bobo estarás preparada o preparado para poder realizar modelos de gorros diferentes. Los mejores y más famosos son los que tienen estampados realizados con la propia lana ¿has visto alguna vez uno? Estamos seguro que si. No pasan de moda para nada y son un clásico. Puedes hacerte un gorro típico que tiene rombos en sus dibujos. Los rombos están realizados con el mismo tejido y con la propia lana que estamos trabajando. Hay muchas técnicas con las dos agujas para poder realizar dibujos espectaculares.

Puedes hacer también uno con dibujos de bloques u otro que tenga cada bloque de un color diferentes. Le puedes poner un pompón o no. Dependerá del efecto que quieras conseguir. Si te quieres arriesgar podrás coger un buen diseño que te guste de una revista. Cuando ya sepas tejer serás capaz de con un simple vistazo  realizar el diseño que quieras.

De momento lánzate a uno que tenga el uso de dos colores y ve poco a poco. Se llevan mucho los gorros con muñecos de series como snoopy, etc. Solo tienes que poner el personaje que más te guste, pero esto es un poco más difícil si no eres muy ducha en este tema. Puedes ir aprendiendo poco a poco todos los puntos que existen. Hay muchos y por eso tienes que tener paciencia. Si no te sale a la primera no te tienes que preocupar. Nadie nace sabiendo de buenas a primeras. Es algo que cuando se sabe hacer es muy grato.

La moda va cambiando y por lo tanto la forma de hacer punto varía de un tiempo a otro. Puedes buscar los patrones que mejor se adapten a la moda de ese momento. Un gorro tradicional no pasa de moda ¡es lo bueno que tiene! Te vamos a enseñar cómo hacer un gorro de lana desde la comodidad de tú hogar.

·¿Te gustan los gorros con estilo romántico?

Con dos agujas podrás hacerte lo que quieras. Si no te gustan los típicos gorros clásicos puedes apostar por otros diseño. Puedes realizar un gorro más pequeño, de esos que se ponen un poco tirados hacía detrás ¿sabes cuáles son? ¿a qué es una buena idea? Para realizar este gorro tendrás que saber hacer trenzas tejidas. Esto queda muy bien en un solo color para que lo combines con el mejor abrigo que tengas.  Puedes pensar en hacer la típica boina que tanto siempre se lleva. La boina puedes ser bastante fácil de realizar siempre que aprendas a mirar vídeos.

¿Te gustan los looks más salvajes?

Existe el típico gorro llamado hispter. El gorro no solo nos quita el frío. El gorro es capaz de dotarnos de un look muy especial. Es algo muy estética y casi todo el mundo le sienta bien. Este tipo de gorros suelen ser más grandes que los normales. Si lo quieres tener ya sabes que tendrás que hacer un gorro más grande y tirado hacía detrás. En este caso normalmente no se le pone pompón. Ser un hipser está en tú mano si lo deseas.

¿Te gusta taparte las orejas?

¿Has visto alguna vez el típico gorro qué tiene cómo orejeras? No suelen ser muy estéticos, pero si hace frío seguro que no te va a importar y querrás hacerte uno muy original. Lo curioso de este tipo de gorro es que se ponen de moda cuando menos lo esperas. Si quieres fabricar un gorro con orejeras bonito le puedes poner pequeños pompones en cada orejera.
Más concretamente se le puede poner debajo de los lazos que se le ponen para poder atarlo alrededor del cuello. A estas alturas puede que ya sepas hacer más puntos que el bobo. Si es así puedes aprovechar y hacer un gorro de este tipo. Estos gorros suelen estar bonitos con dos colores. El color principal será el que tenga el gorro y el otro color estará en los pompones y en los lazos para atar.

Consejos

  • Antes de comenzar con el gorro debes de saber que tipo de gorro quieres hacer y para quien. No es lo mismo realizar un gorro para hombre que para mujer. Una vez que has elegido tendrás que tener las medidas de la persona. Si el gorro es para ti podrás medirte el contorno de la cabeza. Cuando lo sepas ya sabrás que longitud tiene que tener la cadeneta principal. Recuerda  que tienes que ponerle algunos puntos más a la cadeneta, pues corresponderá a la unión cosida que tenemos que hacerle al gorro.
  • Aunque parezca mentira realizar un gorro para un bebé suele ser más difícil. Recuerda que si has elegido a un bebé para hacerle el gorro, tendrás que escoger unas agujas más finas junto con una lana muy fina. Las puntadas serán muy pequeñas y tendrás que tener más paciencia para ver resultados.

¿Cómo calculo la lana qué voy a usar?

  • Cuando tengamos la cadeneta procederemos a hacer el cálculo de todo el gorro. Cuando sepas el tamaño también sabrás cuantos ovillos de lana vas a usar para poder finalizar el gorro. Te podemos decir la cantidad promedia de lana que vas a usar:
  1. Para un bebé puedes usar una anchura de 35 centímetros y doce para alto.
  2. Cuando el bebé tenga seis meses puedes usar 35 de anchura y 15 de alto.
  3. Con doce meses tendrás que usar una anchura de 50 cms y 17 de alto.
  4. Cuando el niño tenga unos tres años podrás usar 42 cms y 17 cms.
  5. Cuando el niño sea adolescente puedes usar 56 cms y 19 cms.
  6. Para un hombre usa 62 cms y 22 cms.
  7. Para una mujer usarás 59 cms y 11 cms.
  8. Calcular cuanta lana vas a usar no es muy difícil. Imagina que hacemos una muestra con unos 15 puntos. Luego vemos que estos quince puntos miden unos cinco centímetros. Si quieres hacer un gorro para un recién nacido usarás unos cuarenta centímetros. Multiplica todo por el tampoco que tenga la primera muestra realizada.  Usarás por lo tanto quince por cinco. Es decir setenta y cinco puntos para un recién nacido.
  9. Tienes que tener en cuenta el tipo de lana que vas a usar. Algún tipo de lana suele encoger bastante cuando están tejidas, sobre todo cuando son lana pura de oveja.
  10. Si quieres evitar que la lana te encoja puedes meter todo el ovillo en el lavabo con agua y un chorrito de detergente líquido. Déjalo secar y cuando lo tengas seco podrás tejer con el ovillo. Es bastante engorroso hacer esto, pero funciona realmente.
¿Te ha gustado?
3 usuarios han opinado y a un 0,00% le ha gustado.
También podría gustarte
Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.