Cómo hacer sexo oral a un hombre

0 284

Puede que sea un tema un tema un tanto personal como para hablar sobre él de una manera abierta. Pero a todos nos preocupa la calidad del sexo oral. Tanto si queremos dar sexo oral a nuestra pareja como recibir de ella. Por eso, en este artículo, hablaremos cómo hacer sexo oral a un hombre. Es un tema importante y bastante más complejo de lo que pueda parecer a simple vista. Dar un gran sexo oral es cuestión de práctica y de pedir consejo a tu pareja o amigos. Si estamos preocupados por mejorar nuestras habilidades en este tema es buena señal. Quiere decir que nos importa realmente nuestra pareja y es una muy buena base sobre la que avanzar. Tu pareja, ante todo, valorará el esfuerzo dedicado sea cual sea el resultado. Le será más fácil tener paciencia y también replantearse su rendimiento en esta área. Todo ventajas.

En este texto hablaremos de los pasos a seguir antes y durante el sexo oral. Es un artículo destinado a las mujeres y a los hombres por igual. Ya que, por muchas razones, están ambas partes interesadas en la misma medida y con el mismo objetivo.
Una de las posturas a adoptar es tener la mente abierta. No hay que dar nada por hecho y estar abierto a nuevas posibilidades nos abre una gran variedad de puertas. Mejorar en este aspecto o, sólo el hecho de intentarlo, nos acercará a nuestra pareja de una manera muy íntima. A parte, también beneficiara a nuestra confianza y estaremos más cómodos en los momentos que practiquemos sexo oral. En el sexo no hay que tener pudores para experimentar acerca de lo que tengas curiosidad, buscar placer nunca es algo malo. Además, dar placer a un hombre es tarea sencilla una vez practiquemos.

sexo oral para un hombre

Sexo oral

Es este apartado hablaremos de algunas claves y pasos a dar para proporcionar un buen sexo oral a un hombre. Es bueno saber que el sexo oral es muy beneficioso para la salud y ayuda a reducir el estrés. La base por donde debemos empezar es conocer a la otra persona. Saber qué es lo que le gusta, cómo le gusta que se lo hagan nos da una ventaja a la hora de practicar sexo. También sabiendo esto, podemos intuir qué le gustaría pedir o hacer, pero no se atreve. Teniendo en cuenda esta base principal, explicaremos el resto del proceso.

Los preliminares de los preliminares

Todos entendemos como preliminares justamente a la masturbación mutua y sexo oral. Sin embargo, hasta los preliminares necesitan unos bueno preliminares. Esto quiere decir que no hay que ir demasiado cegado al comienzo de las relaciones. Unos besos apasionados, un contacto cercano e íntimo son los principales ingredientes para que suba la temperatura. La mejor manera de iniciar es:

– No empezar a darle sexo oral de inmediato. Hay un tiempo mágico entre el momento en el que sabe que va a recibir sexo oral hasta que finalmente lo consigue. Extender este momento, sin pasarse, incrementa las ganas del hombre y a la vez el placer llegado el momento. Esta es una buena manera de hacer disfrutar más a un hombre. Podemos bajar lentamente desde su cabeza hasta su ombligo con un camino de «besitos». También podremos utilizar la lengua y una vez llegada a esa zona seguir con el jugueteo.

– Tocar antes de besar. No hay prisa en empezar con el sexo oral, y cuánta más prisa haya, más tranquilidad debemos tener. Tomarse su tiempo para empezar se verá recompensado. Antes de empezar a dar sexo oral, podemos tocar y masturbar suavemente al hombre. Esta simplemente es una toma de contacto para después ir a más. Estando los dos acostados puedes bajar a esa zona y empezar a tocar antes de probar. En ese momento puedes intercambiar alguna frase ‘picante’ con tu pareja para que entre todavía más en calor. Puede ser algo personal o cualquier otra frase que se nos ocurra.

Estas son las fases que desembocarán en un sexo oral difícil de olvidar. Es importante estar atenta a sus reacciones, disimuladamente, para saber manejar los tiempos. Prolongando el momento antes de empezar, le haremos sufrir un poco y eso le hará disfrutar mucho más después.

Durante el sexo oral

Una vez vayamos a ponernos manos a la obra, debemos tener presente una serie de pasos y claves. Sabiendo qué hacer esos momentos antes podemos proceder al sexo oral. Lograremos dar buen sexo oral si:

Empezar con besos. Una buena manera de comenzar el sexo oral es dando besos en la punta del pene. Con esto logramos que la erección vaya tomando fuerza. No hay que abarcar todo el miembro de nuestra pareja, simplemente con empezar por el principio es suficiente. A medida que vayamos avanzando, podemos succionar más.

No usar sólo los labios. Una gran técnica para dar sexo oral es usar también la lengua. La lengua y el glande son partes muy sensibles que cuando entran en contacto dan una gran sensación de placer al hombre.

Acariciar los testículos. Es una buena combinación mientras estamos en mitad de la práctica. Dar un masaje o acariciar levemente los testículos potenciará cualquier tipo de sensación.

El cabello. Durante la práctica, según el peinado que se tenga, puede molestar el cabello. Si el cabello es largo, se puede hacer un recogido o una coleta para que no sea un obstáculo.

Intercambiar miradas. Hay algo que les vuelve locos a los hombres y es que la otra persona, mientras esté dándole sexo oral, le mire a los ojos. Es un gran gesto de complicidad y seducción.

Postura. La postura no es tan importante como los otros factores, pero si influye. La mejor posición puede ser los dos tumbados en la cama.

sexo oral y consejos

Consejos

Es importante tener una comunicación abierta y con confianza con nuestro compañero. Si le preguntamos qué es lo que le gusta de nuestra manera de proceder, en qué debemos mejorar y qué le gustaría probar, avanzaremos. No hay que sentir vergüenza por hablar de estos temas, ya que es algo natural. Puede que nos resulte difícil sacar el tema, pero una vez hablado nos sentiremos mucho mejor. Hablar tranquilamente del tema es un gran paso para mejorar la calidad de las relaciones. Es una práctica que podemos hacer después de tener sexo o en un momento de relax e intimidad. Lo importante es ser feliz y hacer feliz a nuestra pareja. Y debemos actuar en consecuencia.

La delicadeza es fundamental a la hora de dar sexo oral a un hombre. La zona del glande es muy sensible al tacto, por lo que tendremos que tener un poco de cuidado. Empezar suave para ir incrementando la intensidad es un buen comienzo. En todo momento deberemos medir sus reacciones y así sabremos hasta qué punto le está gustando. O, por el contrario, si empieza a notar cierta molestia. Si no tenemos la seguridad necesaria, podemos practicar con un consolador. Es una ayuda muy habitual y efectiva. Lograremos ganar desenvoltura a la hora de la verdad.

No debemos practicar sexo oral si tenemos en la boca o nuestro compañero en el pene algún tipo de infección. Si se trata de herpes, puede que te interese saber cómo curar un herpes genital.

¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.
También podría gustarte
Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.