Cómo hacer dieta paleo paso a paso con consejos

0 557

La dieta paleo se ha puesto muy de moda, de la mano del crossfit. Ambos comparten la teoría de que el ser humano en la era paleolítica no era obeso, ni diabético, ni tenía colesterol…  La dieta paleo se basa en la alimentación paleolítica que hizo de nuestros antepasados hombres y mujeres fuertes, con bajo índice de grasa y una energía casi inagotable.

Ha sido criticada por muchos y defendida por otros, su teoría aún no ha sido demostrada científicamente, pero cómo podréis ver a continuación las teorías que establece son bastante sensatas para mejorar nuestro estilo de vida y alimentación.

Hoy desde el equipo de SaludRespuestas te enseñamos todo lo que tienes que saber para hacer la dieta paleo paso a paso.

Paso 1: Cambiar la distribución de la pirámide alimentaria

Cuándo hablamos de la pirámide de la alimentación, todos nos imaginamos el cartel que hay en todos los Centros de Salud, pues si quieres seguir la dieta paleo debes olvidarte de todo eso y adoptar un nuevo modelo de pirámide para tu alimentación, ya que, el hombre paleolítico no tenia acceso a los mismos alimentos que nosotros.

La pirámide paleo se distribuye de la siguiente manera:

Para seguir esta dieta debes pensar que eres un cazador recolector, y que en la prehistoria comerías principalmente verduras y frutas que te encontrarás caminando por la Tierra, huevos que encontrarías en los nidos y los animales que cazarías.

Hoy lo tienes más fácil solo tienes que visitar el mercado de tu barrio para encontrar fruta, verdura y pescado fresco para tener una alimentación mas natural.

Beneficios de la dieta paleo

  • Una glucemia normal: Eliminar de nuestra dieta los azúcares simples, hace que no tengamos picos de subida de glucemia, cuando nuestra alimentación se basa en los cereales integrales, frutas y verduras, la liberación de glucosa en sangre ocurre de una manera más pausada, y con ello se evitan las bajadas de azúcar. Este hecho se repercute en nuestro estado de animo que no sufre tantas oscilaciones, fruto del frenesí que produce los picos de azúcar en sangre. También disminuye la probabilidad de sufrir diabetes.
  • Disminuye el riesgo de sufrir enfermedades auto inmunes: la mayoría de estas enfermedades están relacionadas con el daño a la mucosa de nuestros intestinos y los síndromes de malaabsorción. Esta dieta que propone eliminar los alimentos relacionados cómo: los lácteos y los cereales con gluten, mejoran la vida de las personas que sufren estás intolerancias.
  • Reduce el riesgo de sufrir cardiopatías tras eliminar los alimentos procesados, la sal y las grasas saturadas e hidrogenadas.
  • Ayuda a perder peso
  • Mejora el estado de la piel, ya que las verduras tienen muchos antioxidantes que frenan el envejecimiento celular.
  • Es un tipo de dieta atiinflamatoria.

Paso 2: Pásate a lo ecológico.

A día de hoy podemos encontrar cualquier fruta o verdura independientemente de la temporada en la que estemos, algo que en la Edad de Piedra era imposible. Por ello debes elegir las frutas y verduras típicas de la época del año y de tu territorio, es decir lo que se podía encontrar tu antepasado al salir en busca de frutos fresco,

Otro beneficio paleo de los cultivos ecológicos es que no son abonados ni fumigados con pesticidas, plaguicidas y herbicidas que son venenos para nuestro organismo. Cuándo comprar frutas y verduras de origen ecológico estás ayudando a que nuestro mundo sea un poco más limpio y respetuoso con la Tierra.

No sólo hablamos de frutas y verduras ecológicas, sino también de las carnes, nuestros antepasados no tenían a los animales recluidos en jaulas reducidas, ni les alimentaban para aumentar el ritmo de producción de carne. Si no que salían a cazar animales que vivían en libertad. Con esto, no quiero decir que caces tu propia comida, me refiero a los animales que son criados en libertad, sin estar recluidos en una jaula, lo más conocido son los huevos de gallinas criadas en libertad, estas gallinas además de correr por el prado libremente, se alimentan de los granos de la tierra, sin piensos procesados.

¿Cómo saber de donde proceden los huevos?

La numeración plasmada en los huevos nos permite conocer hasta la gallina que puso que el huevo, el primer número se refiere a las condiciones de la gallina ponedora:

  • 0 Son las gallinas ecológicas, criadas en libertad
  • 1 Son las gallinas camperas
  • 2 Son las gallinas en suelo
  • 3 Son las gallinas en jaulas.

Nuestros antepasados, respetaban a la Tierra que era su fuente de alimento y vida, tu también puedes hacerlo, escogiendo alimentos de origen ecológico.

Paso 3: Elimina los alimentos procesados

Hoy en día vivimos bombardeados de anuncios de comida rápida y alimentos procesados, es cierto que estos «avances» han mejorado la vida del siglo XXI donde el trabajo no nos permite comer tan bien cómo deberíamos y estas bandejas para microondas nos han sacado de más de un apuro. Pues… ¿Si te dijera que la comida rápida de la Edad de Piedra era unas ostras crudas aderezadas con limón? Seguro que ahora tienes más ganas de seguir la dieta Paleo.

Si quieres seguir la dieta Paleo tienes que eliminar todos los alimentos procesados de tu dieta: comida preparada, cereales refinados… Y llevar una alimentación más natural, donde abunden las frutas y verduras frescas, los cereales integrales y los aderezos caseros y naturales.

También debes eliminar el azúcar de tu alimentación, la que se ve y la que no, para ello puedes sustituir el azúcar de adicción y cambiarlo por Stevia 100% natural y libre de calorías.

Respecto al azúcar que no se, te invito a que te contagies de la enfermedad que sufrimos todos los dietistas: «la etiquetitis»

Es una manía por leer las etiquetas de los alimentos (si visitas el enlace llegarás a una publicación muy interesante de la OMS-FAO sobre la legislación Española de las etiquetas alimentarias) de esta forma sabrás la cantidad de azúcar que llevan algunos alimentos cómo las galletas saladas, los cereales de desayuno, las salsas, los vinagres balsámicos… y comprenderás que las palabras DIET o LIGHT no siempre non sinónimo de saludable.

Paso 4: Ser paleo low cost

No os puedo mentir, llevar una dieta paleo es ligeramente más caro que seguir cualquier otra dieta, pero voy a dejaros unos consejos para seguir la dieta con un presupuesto más reducido.

  • A todos nos gustan los cortes de carnes selectas, pero debemos reservarlas para momentos especiales, hay cortes más económicos que puedes comprarlos en pieza filetear tu mismo la carne e incluso picarla y adobarla, de esta forma siempre tendrás carne disponible.
  • Come más casquería, los hígados, riñones, corazón… son piezas bastante económicas, son unos de los alimentos más ricos en hierro, por su biodisponiblidad.
  • Escoge pescados de temporada y típicos de tu región y cómo hacemos siempre: aprovechate de las promociones de la pescadería.
  • Si has decidido llevar una dieta paleo libre de lácteos, ya que eres de los que piensas que a tu antepasado no se le pasaría por la cabeza ordeñar a la hembra del mamut, seguramente consumas otro tipo de bebidas cómo la de avena, almendras… Son bebidas un poco más caras que las leches convencionales, así que te animo a que las prepares en tu casa, siempre serán más baratas y naturales.
  • Los huevos son una alternativa barata y no son tan malos como nos han echo creer, si creciste en los 90, eres de los míos, dónde nuestras madres no nos dejaban comer huevos porque nos hicieron creer que eran malos… Pues nada de eso, son una buena fuente de vitaminas, proteínas y minerales. Y para nuestro antepasado paleo era comerse un animal entero de golpe.
  • Consume frutas y verduras de temporada, propias de tu territorio, si quieres comer una fruta tropical en diciembre, te va salir más caro.

Paso 5: La comida trampa en la paleodieta

Ya sea porque estás acostumbrado al estilo de vida de nuestra era o porque tengas un compromiso, tarde o temprano vas a saltarte la dieta paleo y vas a comer algo que no debes… Te doy unos consejos para que hagas esta cheat meal sin estropear el esfuerzo de semanas de dieta:

  • Puedes comer legumbres muy esporádicamente, siempre que las dejes en remojo toda la noche anterior.
  • Si eres un fiel seguidor de la dieta no consumirás cereales, pero si algún día comes fuera de casa o simplemente te apetece puedes comer arroz o maíz sin sentirte tan culpable.
  • A nadie le amarga un dulce, pero si quieres comer chocolate que sea de alta pureza.
  • Si quieres beber alcohol, recuerda que este, también crea subidas de azúcar muy bruscas, si quieres evitarlo, come algo mientras bebes así el azúcar no subirá tan rápido y tu glucemia seguirá estable.

Paso 6: Una vida más paleo

 

La dieta paleolítica no es sólo una dieta, sino una forma de vida, no sólo es cambiar tu forma de alimentarte y conseguir energía, sino que es un conjunto de acciones que te hacen sentir mejor, más fuerte y vigoroso al estar en contacto con la naturaleza, cómo nuestros antepasados:

  • Desconecta del móvil en la medida de lo posible, a pesar de que vivimos en la era 3.0 y el móvil ya parece una prolongación de nosotros, estos dispositivos emiten ondas que afectan a nuestros ciclos, sobretodo el del sueño. Si quieres dormir mejor, deja de lado móviles tabletas y portátiles una hora antes de irte a dormir. De esta forma evitarás el insomnio tecnológico y tu sueño será más profundo.
  • Por tu móvil en modo avión para dormir.
  • Nuestros antepasados se despertaban cuando comenzaba a despuntar el Sol y los pájaros comenzaban a cantar, si nosotros hiciéramos eso, nos dormiríamos más de una vez. Si puedes hacerte con un despertador de luz y sonido, despertarás con un amanecer creado en la habitación, sin sobresaltos y de una manera más tranquila.
  • Realiza ejercicios de fuerza y explosión, similares a los del crossfit. Puedes hacer caminatas largas y hacer pequeños sprints y correr durante unos segundos al ritmo máximo.
  • Conecta con la naturaleza, si vives en la gran ciudad te recomiendo que una vez a la semana salgas a caminar por la montaña para entrar en contacto con la naturaleza y respirar aire puro.

La dieta paleo, en definitiva, es un estilo de vida más sano y equilibrado, con más contacto con la naturaleza y la comida de verdad. Dónde comemos tomates de verdad, que huelen como los del huerto de nuestro abuelo y saben a tomate.

Es reecontrarnos con la dieta y el estilo de vida donde nuestro cuerpo evolucionó y donde nuestro aparato digestivo se formó, los alimentos que eliminamos, son los que nuestro sistema inmunologico y nuestro aparato digestivo no conocen porque no estaban cuando ellos se formaron.

Si quieres comenzar esta dieta, cambia tus hábitos poco a poco y ve estableciendo paleo rutinas para que tus cambios sean para siempre y no fracasar en el intento.

¿Te ha gustado?
También podría gustarte
Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.