Qué es el Blanqueamiento Anal y Genital

0 174

Cada día se hace más importante el cuidado y la pulcritud del cuerpo humano. Por esta razón la ciencia ha desarrollado un complejo sistema de tratamientos para lograr con mayor eficiencia estos cometidos. Procedimientos, como el blanqueamiento anal y genital, se ponen cada vez más de moda en el mundo. Esto se debe a que hacen sentir cómodos con si mismos a quienes los utilizan.

Este tipo de métodos, dedicados a partes tan delicadas e importantes, son prácticamente desconocidos. Por otro lado, aquellos que si los distinguen  tienden a rechazarlos al pensar que son prácticas invasivas.  Lo mejor es informarse con respecto a ellos, antes de tomar cualquier decisión.

¿Por qué los hacen?

El blanqueamiento anal y vaginal es un tratamiento principalmente estético. El mismo es motivado por diversos factores que afectan a la autoestima del paciente. La persona busca verse y sentirse de una manera más positiva con su cuerpo y por ello se somete a los distintos procedimientos.

que-es-blanqueamiento-anal-genital2

Los cambios en el organismo se ven reflejados notoriamente en la piel. Uno de los más reconocidos es la aparición de arrugas en el rostro, factor que es bastante temido por muchas personas. Pero quizás uno de los que mayormente había sido ignorado es el oscurecimiento de la zona íntima.

La piel del área genital, sobre todo de las mujeres, cambia por diversas razones. El oscurecimiento de esta zona puede llegar principalmente por factores asociados a la edad del paciente. Con el paso del tiempo el área se debilita y comienza a formarse esta capa, primero marrón y después negra. De hecho en algunas personas no tiene que ver necesariamente con su higiene personal, es más una cuestión de genética.

Precisamente la genética puede ser otro de los procesos determinantes que hagan que la piel de la zona íntima cambie de forma drástica. Hay algunas personas que llegan a edades avanzadas sin tener cambios relevantes en el área, pero hay otras que les ocurre lo contrario.

Puede llegar a suceder que personas muy jóvenes comiencen a notar como su piel cambia drásticamente. Esta es una de las razones por las cuales cada vez son más los que se someten al blanqueamiento anal y genital.  Y precisamente es por esto que muchos han comenzado a determinar que es simplemente una moda.

Otros Factores de oscurecimiento

El embarazo, debido a todos los cambios que implica, también puede ser una causa fundamental del oscurecimiento. Los procesos por los que pasa el área genital en esta etapa pueden llegar a ser bastante violentos. Por este motivo, al notar el cambio en el área, se someten al tratamiento. Todo en una búsqueda de corregir las imperfecciones resultantes de la gestación.

La ropa interior es otro elemento que puede llegar a ocasionar el oscurecimiento de la zona genital, particularmente la muy ajustada. Esto se debe a que esta área es primeramente delicada y que por ello debe ser tratada con algunas precauciones. En segundo lugar hay muchos tipos de telas que no son las más adecuadas para cubrir esta zona, y menos de apretarla.

Por estos últimos motivos es que hay que saber cómo elegir la ropa interior. Es una forma de evitar el oscurecimiento de la zona intimas y a la vez de cuidarla de otros problemas. Algunas personas tienden a ser bastante descuidas en este aspecto, sin saber lo significativo que puede llegar a representar.

Cada uno de estos factores logra ser prevenido con el paso de los años. Simplemente hay que tener un poco de detalle a la hora de cuidar la piel de la zona íntima. A pesar de esto cada vez son más las personas que se someten al blanqueamiento anal y genital.

Blanqueamiento Anal

Primeramente la zona del ano, este lugar que es oscuro por naturaleza. No hay que pretender que por ser la parte trasera del cuerpo necesite menos cuidado. Equivalentemente, por todo lo que ha representado desde tiempos antiguos, se ha evitado tocar esta área.

Los tabús alrededor del ano siempre han causado controversia. En la actualidad, contrariamente a los avances sociales y de la ciencia, sigue siendo así. A pesar de esto nada evita que las personas quieran ver esta área de una forma más estilizada y positiva. Es por ello que se someten al blanqueamiento.

El blanqueamiento anal consiste en darle una mejor apariencia a la piel de esta área. Esto incluye principalmente el aclarado de la piel, realizado por un experto en la materia. El cometido principal se logra en diferentes sesiones y la cantidad de las mismas variara dependiendo del estado del paciente. Igualmente dependerá del tipo de piel de la persona, debido a que hay algunas que son más fáciles de trabajar que otras.

Es un proceso que lleva un gran trabajo, tanto por parte del paciente como por quien lo aplica. Los resultados no son inmediatos, así que no hay que desesperarse. Las consecuencias del tratamiento de blanqueado se observará con el paso de algunas semanas, si no hay ninguna complicación.

Ventajas del blanqueamiento anal y genital

Una de las ventajas, asociadas con el blanqueamiento anal, es la apariencia rejuvenecida que se consigue en la zona. Para algunos es una razón muy superficial para realizárselos, pero para otros es el motivo principal. Una apariencia mucho más fresca puede traer beneficios a nivel psicológico que se notarán en muchos otros aspectos de la vida.

Como segunda ventaja está el hecho de que es un procedimiento que no suele ocasionar dolor. La ciencia y la tecnología han avanzado tanto que ha mejorado las técnicas por las cuales se realiza el blanqueamiento. Por este motivo no hay de qué preocuparse, más que de algunas molestias mínimas en la zona.

Cuidados tras el tratamiento

Los cuidados durante el blanqueamiento anal no son de gran magnitud. Lo que principalmente debe tomar en cuenta la persona que se realiza el tratamiento es evitar la exposición a los rayos ultravioleta por cierto tiempo. Este periodo será indicado por el especialista que llevo a cabo el procedimiento.

Equivalentemente hay que tener presente lo fundamental de la higiene. Para que la zona pueda completar el ciclo adecuadamente hay que ser muy específico con  la limpieza. En esto hay que hacer un especial énfasis ya que no se puede evitar que esta área este en constate exposición a distintas bacterias. Lavarse con suficiente agua y un jabón especial, indicado previamente, es primordial para garantizar los resultados deseados.

Blanqueamiento genital

Tanto hombres como mujeres han comenzado a buscar la corrección del área genital. Esta es una manera de demostrar el cuidado tan específico que pueden tener la zona de la vagina y el pene. La piel alrededor de estos lugares también se puede ver desgastada con el tiempo y por ello se busca perfeccionarla.

Es importante recordar que estos procedimientos a nivel genital no tienen consecuencias directas en el aspecto sexual. Es simplemente una forma de que el área se vea mejor, pero no influye, ni positiva ni negativamente, en este desempeño.

En este caso el blanqueamiento hace igualmente honor a su nombre. Muchos piensan que los hombres no se someten a este tipo de procedimiento, pero hay un cierto índice que indica que efectivamente si lo hacen.  La idea es aclarar la piel de la zona para que se vea más joven e higiénica posible.

Ventajas y cuidados del blanqueamiento genital

Las ventajas y cuidados después del blanqueamiento genital están directamente asociadas al anal. Lo más relevante es lo anteriormente mencionado que son una forma de mejorar la apariencia de la piel en estas zonas. La diferencia puede radicar en que en el área íntima es mucho más fácil notar los resultados.

Igualmente, en cuanto a cuidados, lo más relevante es la higiene. La precaución con la ropa interior es fundamental para que no se acumulen infecciones en el área. También es relevante el uso de jabones prescritos y el agua como métodos de limpieza por algún tiempo.

¿Cómo se hace el blanqueamiento?

Una de las mejores partes del blanqueamiento anal y genital es el hecho de que puede hacerse de varias formas. Actualmente existen diferentes tratamientos que se adaptan a la comodidad de la persona que quiera realizárselos. De este modo se puede discutir con el encargado en la materia, para adaptar todo el proceso a las necesidades de la persona que lo solicita.

El láser / IPL blanqueador

El primero de los tratamientos, y uno de los más usados por las celebridades, es el láser. La idea es eliminar parte de la capa superficial de la piel, conocida como melanina. Esta es la zona que da la apariencia oscura en ambos lugares, tanto genitales como ano.

Lo mejor de este tratamiento es que raramente ocasiona dolor, por lo que genera bastante bienestar. Si se plantea su realización, se debe tener presente que se hará en varias sesiones para lograr el resultado deseado. La cantidad de veces dependerá del tipo y del color de piel con el que se esté trabajando.

Cremas blanqueadoras

La segunda forma más popular es través de cremas blanqueadoras. Son productos especiales que se aplican en el área anal o genital, dejándolas por periodos de 20 o 30 minutos. Luego de que haga su efecto se retira y se observaran en muy poco tiempo sus efectos.

La idea es que después se siga aplicando otro tipo de crema en el hogar. Por esta razón se necesita del compromiso del paciente para conseguir los resultados que este requiere. Igualmente hay que retocar la zona, cada cierto tiempo, para que se mantenga el blanqueamiento lo más posible.

Estas cremas no deben ser aplicadas por cualquier persona, ni ser compradas tan fácilmente. Tienen un procedimiento específico, por ello corresponde evitar el auto medicarse.  De lo contrario puede resultar en problemas como infecciones, sino se toman las medidas correspondientes.

Problemas o complicaciones

que-es-blanqueamiento-anal-genital3

Las complicaciones asociadas al blanqueamiento anal y genital son realmente mínimas, pudiéndose evitar con facilidad. Una de ellas puede ser el mal uso de los tratamientos, que tienen como resultado en enfermedades de trasmisión sexual. Por este motivo es fundamental buscar las manos expertas y mejor preparadas para realizarlos.

Además, hay que tener mucho cuidado con las heces y la orina ya que también podrían ocasionar problemas. Por esta razón es que se coloca tanto énfasis en la buena higiene durante la fase de recuperación. Sobre todo porque la piel está pasando por un proceso de cambio, teniendo como consecuencia la delicadeza del área (mas que generalmente).

Con responsabilidad

Hay que recordar que el blanqueamiento anal y genital está motivado, en muchas ocasiones, a poder mostrar estas áreas con mayor confianza. De este modo se puede aumentar la frecuencia de la actividad sexual del individuo que se somete al tratamiento. Esto puede ser positivo para muchos pero hay que analizar las consecuencias negativas, sino se toma con responsabilidad este aspecto.

El hecho de hacerse un blanqueamiento anal o genital es tener conciencia de la responsabilidad que implican. La idea es evitar las enfermedades de trasmisión sexual asociadas al cambio frecuente de parejas. Es un procedimiento estético que hará sentir mejor a la persona, pero no por ello hay que tranquilizarse con aspectos tan primordiales para cualquier ser humano. El cuidado, al tener encuentros sexuales, debe seguir siendo lo más importante.

¿Te ha gustado?
También podría gustarte
Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.