Cómo es Leo en el amor

0 306

Como seguramente sepamos, muchos son fieles lectores del horóscopo. Esto les permite saber más de los signos zodiacales y sus interpretaciones. Los significado o consejos que encuentran son para saber, según nuestro signo del zodiaco, cómo nos irá en el trabajo, con la familia, etc. En este artículo hablaremos de cómo es Leo en el amor. Sabiendo cómo es cada signo zodiacal, en teoría se puede saber la compatibilidad que tendremos con los demás signos. Esto es muy importante y hay que gente que basa sus relaciones partiendo de este conocimiento. Ya que les permite entender las actitudes y maneras de ser de las otras personas. Si has nacido entre el 24 de julio y el 22 de agosto, este artículo será de tu interés. También puede que conozcas a alguien que te importe y haya nacido en esas fechas. Leo es un signo zodiacal complicado y muy atractivo.

Leo y su forma de ser

Las personas con este signo del zodiaco, cuyo elemento es el fuego, suelen ser gente con habilidades para el liderazgo. No en vano, de todos los signos, Leo, dentro de los signos del zodiaco, es el más dominante. Por encima de todos los demás. Tener a un Leo a tu lado te hará ver la vida desde una óptica mucho más alegre. La razón es que son optimistas. A su lado, te sentirás más vivo y podrás ser feliz compartiendo momentos con esa persona.

Tampoco faltarán las sorpresas. Ya que son personas muy originales que cada día te salen con una nueva propuesta o idea. Casi todo el mundo quiere estar cerca de ellos, por la energía positiva que trasmite a los demás. Además, suelen ser personas sabias que dan buenos consejos. Son muy constantes y en cuanto se les ponga una cosa en la cabeza, no pararán hasta conseguirla.

Como ya hemos señalado anteriormente, su elemento es el fuego que está influenciado por el Sol. Por eso tienen tanta fuerza y son tan fieros, son pura pasión en todo lo que hacen. Si estás pasando por un mal momento y necesitas mejorar la autoestima, Leo es de esas personas que te devuelven la felicidad. Estar a su lado nos asegurará siempre tener un motivo para sonreír y ver los aspectos positivos de la vida. Hay muchas personas tóxicas que sacan lo peor de nosotros y nos dejan en un estado en el que nunca querríamos estar. Leo es todo lo contrario.

Signo zodiacal Leo

Leo en el amor

Son muy sociables, por lo que entablar conversación o iniciar una relación nunca será problema con este signo. Aparte de mirar mucho por su bienestar, Leo siempre cuida sus relaciones. Va a intentar por todos los medios que estemos bien. Y si hay un problema, es de los primeros en aparecer para apoyarte. Dado su optimismo, es de esas personas que querrás tener cerca en todo momento, pero sobre todo cuando hay problemas. No solamente por su capacidad de hacer que la moneda tenga dos caras y ninguna cruz. Sino también por su capacidad analítica frente a los conflictos. Son muy buenos consejeros.

En una pareja, los Leo son personas que se entregan al 100% y siempre podrás contar con ellos. Pase lo que pase. Hablar de sus sentimientos no será ningún problema, ya que no les cuesta exteriorizar ni escuchar a la otra persona. Su forma de expresarse hace que se le entienda con total claridad. Una relación con un Leo puede ser una de las mejores relaciones que podemos tener, aunque a veces sean tercos y tengan mucho carácter. Ellos, en la búsqueda del amor, tienen mucha paciencia y no se comprometen con cualquier persona que les haya llamado la atención. Tiene que ser su mejor opción para que quiera sentar la cabeza con esa persona.

Para que Leo elija a esa persona como pareja, esta ha de tener la capacidad de escuchar y demostrar paciencia.  A ellos les gusta las personas que exteriorizan sus sentimientos con naturalidad. Eso es, a grandes, rasgos, lo que pueden buscar en una relación. A cambio, ellos ofrecen una entrega total y un motivo para sonreír todos los días.

Conquista

Para conquistar a una persona como Leo, hemos de estar muy seguros de nosotros mismos. Ser directos y tener confianza es clave para seducirles. También una buena e interesante conversación que les haga pensar o profundizar en ciertos temas.
Una vez en pareja, ellos le dan mucha importancia a la fidelidad y si nosotros no le transmitimos la misma sensación, no querrán ser nuestra pareja. Es casi imposible que Leo pueda perdonar una infidelidad. Por lo que, si cometemos ese error, seguramente no habrá marcha atrás. Ellos, en consecuencia, suelen ser fieles, aunque existan tentaciones. Su compromiso y amor por la otra persona terminan imponiéndose al deseo.

Al ser unas personas con una buena capacidad para analizar los problemas, a ellos también les gusta que la pareja les facilite soluciones para sus quebraderos de cabeza. Si eres una persona aventurera y te gustan las actividades movidas, Leo es el compañero perfecto para compartir dichos hobbies.
En lo que se refiere al afecto, son personas muy cariñosas, cuando sienten de verdad. A cambio, no exigen nada. Simplemente a ellos les sale ser así con la persona que han decidido iniciar una relación.

Compatibilidad

Malas parejas

Leo con Cáncer. Con Leo, da igual el signo que sea, siempre habrá atracción y deseo. El único problema de tener una relación con Cáncer es que, tarde o temprano, habrá problemas. El fuerte carácter de Leo no es compatible con Cáncer. Esta pareja, a pesar de tener un buen comienzo, no tendrá un buen futuro.

Leo con Virgo. Sus personalidades distan mucho de ser parecidas, este es el punto negativo en esta posible relación. Los Virgo no suelen llevar bien una relación con alguien tan impetuoso y líder como Leo. Si consigue ver más allá, también descubrirá la generosidad y la pasión de su compañero. Futuro incierto.

Leo con Escorpio. Son dos grandes fuerzas y, como es natural, al principio hay mucha atracción y deseo. Es una combinación explosiva que poco a poco se irá desgastando por el choque de egos. Pueden tener una primera etapa muy feliz y fructuosa en lo que a la intimidad se refiere, pero su futuro no se extiende más allá de esta fase.

Posibles parejas

Leo con Capricornio. Leo es un elemento de fuego y Capricornio de tierra. No es, sobre el papel, una buena combinación, pero sí que podría llegar a tener éxito. Los Capricornio tienen mucho sentido del compromiso y honor, por esto llamará la atención de Leo. El signo de fuego puede ser, a veces, prepotente, pero Capricornio es el mejor signo para tratar con estas situaciones. Son compatibles y pueden construir algo duradero en el tiempo.

Leo con Acuario. Al igual que los polos opuestos, se atraen. Al principio no habrá ningún problema, dado a la fuerte atracción que hay entre los dos. Es más adelante cuando los dos deben ceder parte de su terreno para encontrarse a medio camino. A Leo le gusta ser él quien lidere o lleve la iniciativa y Acuario suele ser una persona que va un poco a su aire. Si los dos logran salvar estas diferencias, serán una pareja muy buena.

Leo con Piscis. Entre estos dos signos no habrá ningún problema en la intimidad, sino todo lo contrario. Leo es un signo fuerte y su naturaleza es destacar por encima de la manada, por lo que Piscis tendrá que comprender esta forma de ser. También Leo ha de hacer un esfuerzo para ponerse en el lugar de Piscis y poder así comprender lo que siente. Es el único obstáculo que se encontrarán en el camino y una vez superado, serán una pareja ideal.

Leo con Tauro. Son dos signos muy pasionales, por lo que la atracción es el punto fuerte de esta mezcla. Al ser dos signos que derrochan pasión y entusiasmo, también en la misma cantidad son tercos. Si consiguen poder dar su brazo a torcer y ceder las dos partes, esta relación será un torbellino de emociones y deseo.

Leo en el amor

Buenas parejas

Leo con Aries. Esta combinación da fruto a una de las mejores posibles parejas entre los signos zodiacales. El amor casi será un flechazo y nunca parará de crecer y evolucionar. Los dos recibirán comprensión, ayuda de la otra parte, mutuo respeto y admiración. Definitivamente es una relación duradera y con un gran futuro. Más allá del horizonte, sus caminos siguen juntos.

Leo con Sagitario. La complicidad no es un aspecto débil en esta pareja. Los dos son signos vitales, positivos y cariñosos. La pasión, dulzura y los sentimientos protagonizarán esta bonita unión. Sin duda, es una relación totalmente beneficiosa y próspera.

Leo con Géminis. Existe cierta compatibilidad entre ellos dos. A ambos les gusta vivir bien y son personas aventureras. Esto dará lugar a que puedan disfrutar juntos de sus hobbies y pasar buenos momentos. Sin duda, el amor tendrá lugar entre estos dos signos.

Leo con Libra. Los dos se beneficiarán de la compañía del otro. En cualquier tipo de relación, resultan ser un gran apoyo para la otra persona. Son complementarios y además ayudan a sacar lo mejor de la pareja. Sin duda, una excelente unión y muy provechosa para ambos.

Leo con Leo. Al contrario de lo que suele pasar, en este caso los polos iguales también se atraen. A parte del deseo mutuo, son altamente compatibles por su entrega, lealtad y manera de ser. Cuando dos personas apasionadas y a la vez analíticas están juntas, difícilmente puede salir mal. Juntos serán capaces de conseguir cualquier meta que se propongan.

Consejos

Aunque pueda tener cierta importancia saber el signo del zodiaco y sus características, esto no dice todo de una persona. Si realmente nos gusta alguien, podemos tener esta información como referencia, pero no debemos dejar que nos prive de intentarlo. El amor surge, a veces, con la persona menos esperada y con la que, en teoría, no tenemos ningún futuro. Es la magia de estar enamorados, que se puede superar cualquier barrera por muy diferentes que sean las dos personas.
También se puede ser feliz sin pareja, por lo que no debemos buscar de manera desesperada compartir nuestra vida. El amor llega cuando llega, pero hasta entonces hemos de ser capaces de estar bien con nosotros mismos. Para poder querer bien a una persona, antes tenemos que saber querernos a nosotros mismos.

Las virtudes del signo zodiacal Leo hacen que todos quieran tener a estas personas en nuestras vidas, de alguna manera. En una balanza, nos aportarán muchas más cosas positivas que negativas. Pero, como todo en la vida, puede tener su final. No debemos preocuparnos, ya que las personas que llegan y se van de nuestra vida siempre nos dejan una lección para aprender.

¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.
También podría gustarte
Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.