Cómo tener una buena erección

0 135

¿Cómo tener una buena erección? Es una pregunta que a todo hombre le ha surgido en algún momento de la vida. Ya sea, porque se encuentra presentando problemas que le afectan el funcionamiento eréctil de su pene. O bien, porque simplemente tiene la inquietud de saber cómo mejorarla. Porque para todo hombre el pene es un órgano fundamental que requiere especial atención y cuidados. Por ello, tener una buena erección no pasa solamente por un tema de crecimiento automático del pene. Sino que es un asunto complejo, que involucra incluso la salud integral de cada hombre. Pues, siendo el pene uno de los principales integrantes del aparato reproductivo masculino. Este es influido y expresa el estado funcional del resto del organismo.

Asimismo, para las mujeres también es fundamental que su hombre pueda tener una buena erección. Sobre todo en los encuentros sexuales, donde todas quieren que éste demuestre todo su potencial para satisfacer sus necesidades. Al mismo tiempo que el pene es una herramienta que les da la oportunidad de brindarle satisfacción a su compañero. Aunque muchos estudios han demostrado que para las mujeres, no es tan importante el tamaño, sino que lo sepan utilizar. El hecho de tener una buena erección ayuda a definir el contacto íntimo excitante en una relación.

Aparte de eso, la capacidad eréctil y las dimensiones del pene. Por lo general, guardan relación con la estatura, el peso y la complexión en general de su portador. De allí, que es importante conocer que hay condiciones y enfermedades que afectan la erección masculina. Como por ejemplo, la diabetes, la obesidad, la hipertensión arterial, el cáncer, etc. Asimismo, el estado anímico y los desequilibrios emocionales, el estrés, la ansiedad, el cigarrillo, entre muchos otros factores pueden alterar las erecciones. Con lo cual, la erección del pene es tema complejo.

Algunas claves para tener una buena erección

Todo hombre, cuando piensa en su sexualidad inmediatamente concentra su atención en el pene y su erección. Ya que, anatómicamente es el representante protagonista del disfrute sexual masculino. Por lo que desde la antigüedad, los hombres han buscado la manera de conocer como tener una buena erección, el pene más grande y mayor control sobre sus eyaculaciones. Para determinar su hombría y reafirmar su masculinidad, realmente siempre ha sido un tema de simbología sexual. Sin embargo y pese a ello, aún falta mucho por estudiar acerca de este órgano del aparato reproductor.

El pene no tiene músculos, ni mucho menos huesos. Pues, está conformado fundamentalmente por un tejido esponjoso. Su raíz se encuentra insertada al cuerpo del hombre unos centímetros dentro del músculo pubococcígeo. Importante de fortalecer para tener una buena erección, mejor control de las eyaculaciones y orgasmos de mayor intensidad. Por ende, indispensable para que el hombre pueda experimentar su capacidad multiorgásmica. Además, de importante para su salud sexual.

tener una buena erección

Para tener una buena erección hay que tener presente que es un trabajo paulatino y constante. Es decir, forma parte de la atención y la dedicación en cuidados que se le da al pene diariamente. Lo que no es un asunto de un solo momento, sino que es una consideración permanente a la salud. De la misma manera como debe guardarse de forma especial para el resto del cuerpo. Y es que velar por el bienestar de nuestro organismo también forma parte del amor propio y el autoestima que nos debemos tener. Asimismo,  es el pene, una parte del cuerpo que se debe cuidar y querer que funcione perfectamente. Donde tener una buena erección, es parte de ello. Así, que unas de las mejores claves para que el pene tenga las mejores erecciones, son:

  1. Cuidar la higiene desde muy temprano

La higiene y el cuidado del pene son mucho más importantes de lo que mucha gente piensa. Pues, guarda relación directa con su anatomía. Entonces, cuando un varón nace, tiene todo el glande que es la parte que forma la punta del pene, recubierta por la piel del prepucio que se haya cerrado. Por eso, ya durante los primeros días del nacimiento cuando se empieza a asear y duchar al bebé; sus padres deben asegurarse de higienizar bien sus partes íntimas. De la misma manera, como debe asegurársele la limpieza y pulcritud del resto de su cuerpo. Para ello, debe irse retrayendo progresivamente el prepucio, para ir descubriendo el glande. Paulatinamente, esta piel del área del prepucio, irá cediendo, retrayéndose y desprendiéndose cada vez más.

Esto permitirá limpiar bien la zona. Retirando el esmegma o material de color blanquecino que se deposita en las márgenes del pene y el glande. Necesaria de retirar porque puede ocasionar suciedad y malos olores. Aparte de que representa acumulación de suciedad donde pueden depositarse posteriormente bacterias que a veces pueden ser patógenas oportunistas. Por otro lado, es un ejercicio adecuado que se realiza desde etapas muy tempranas de la vida. Funcionalmente saludable y demostrado por algunos estudios que favorece el buen tamaño del pene proporcionalmente con el resto del cuerpo.

Realizar la higiene correcta y educar a los varones desde la infancia a cuidar la limpieza y el cuidado de su pene, es muy importante, contribuye al buen estado del pene en el futuro. Tanto desde el punto de vista de la salud, como del punto de vista sexual y reproductivo. Siendo un tema orgánico, funcional, anatómico y estético. Una técnica correcta es retraer y limpiar con abundante agua y luego acoger el glande en el prepucio como que si este es una bolsa.

  1. Trabaja en el fortalecimiento de tus músculos sexuales

Los músculos sexuales son el grupo de músculos pélvicos que van desde la zona frontal del hueso del púbis hasta el coxis. Por eso, reciben el nombre de hueso pubococcígeo. Allí se inserta la raíz del pene y son esenciales para experimentar el orgasmo masculino. Ejercitarlo es indispensable, ya que al igual que el resto de los músculos, si no se utilizan se atrofian. En el caso del pene, que no es un músculo, pero que se encuentra insertado en el cuerpo a través de ellos; cuando no se usa, se va retirando progresivamente al interior del cuerpo del hombre. Tornándose visualmente más pequeño. Es decir, el pene a mayor actividad y uso, es más grande, garantizando tener una buena erección. Por el contrario, si no se utiliza, parece atrofiarse y se reduce. Por tal motivo, la vida sexual saludable y activa en un hombre guarda suma importancia.

El músculo pubococcígeo o también llamado PC es de vital significado en la salud pélvica del hombre. Además, de su disfrute sexual placentero. Para estimularlo, se pueden realizar los ejercicios de Kegel para hombres. También, hay otros ejercicios muy útiles, pero en general son variantes estructuradas a partir de los primeros. En general, consisten en la contracción y estiramientos musculares en el área del periné. Por lo que trabajan al músculo pubococcígeo.

tener una buena erección

La técnica para ejercitar el músculo pubococcígeo

  • Comienza inspirando profundamente y logrando concentrarte en la próstata. Luego, fija esa concentración en la zona perineal y en el ano simultáneamente.
  • Ahora espira. En este momento, se debe contraer el músculo pubococcígeo con fuerza alrededor de la próstata y el ano. Al mismo tiempo, es necesario contraer los músculos que se encuentran alrededor de la boca y los ojos en la cara. Eso ayuda a asegurar la adecuada técnica del ejercicio.
  • Continúa con inspiración y relajación. Esto garantiza la relajación del músculo pubococcígeo. Trabajando nuevamente en la musculatura de ojos y boca.
  • Por último, se deben realizar las repeticiones de los 2 pasos anteriores. Lo correcto es contraer todos los músculos señalados, durante la espiración. Y relajarlos durante la inspiración. Estos procedimientos deben repetirse de manera organizada entre 10 y 40 veces en cada ciclo. Unas 2 a 3 veces al día. No obstante, la constancia es importante para lograr los mejores resultados. A su vez, el número y la frecuencia se deben aumentar paulatinamente acorde a las capacidades particulares de cada hombre.
  1. Cultiva excelentes hábitos alimentarios

Para tener una buena erección uno de los temas que debemos considerar es la alimentación. Cabe el dicho totalmente cierto de que “somos lo que comemos”. Así, como la alimentación define la salud de nuestro organismo, determina el funcionamiento de nuestras células. Asimismo, es signo cardinal para la salud del pene, contribuyendo a tener una buena erección o perjudicándola. En general, una buena alimentación va de la mano con una vida sexual plena y un pene saludable. Esto ocurre, por estimulación a través de muchos mecanismos que intervienen en los procesos metabólicos de los tejidos. Lo que contribuye a combatir los radicales libres y mantener una mejor homeostasis en nuestras funciones. Mejorando la circulación sanguínea y con ello el llenado de los cuerpos esponjosos del pene, entre otras cosas. En definitiva, ayudan a mantener una mejor capacidad física en todos los sentidos. Incluyendo la del pene y su función eréctil.

Hay alimentos que estimulan la capacidad eréctil del pene, estimulando tener una buena erección. Entre los que no pueden faltar en tu dieta sana y equilibrada de todos los días, tenemos:

  • Las remolachas

Con su riqueza en nutrientes y en ácido nítrico, estimulan una mejor circulación sanguínea, mayor llenado de los cuerpos cavernosos y una mayor erección.

  • Los frutos secos

Ricos en ácidos grasos cuyo valor nutricional contribuye a la síntesis de hormonas sexuales.

  • El Jengibre

Posee nutrientes muy preciados, estimulantes de las capacidades sexuales. Para las culturas orientales quien lo consume vive 100 años de forma plena. Para la erección del pene es un excelente aliado culinario. Ya que, por su acción beneficiosa sobre el sistema inmune y sobre el aparato circulatorio, favorece la erección masculina.

  • Ginseng

Es una raíz cuyo uso milenario está relacionado con la virilidad masculina. Su consumo se asocia a la óptima producción de semen. También, se relaciona al aumento de las cifras de testosterona, entre otras cosas. Con lo cual es un alimento muy preciado para el vigor sexual y para tener una buena erección.

  • Cúrcuma

Otra raíz proveniente de la India, con muchas cualidades medicinales y múltiples usos que benefician el organismo. También, tiene un efecto afrodisíaco que lo hace un alimento fantástico para facilitar la erección en los hombres.

  1. Evitar todos los hábitos nocivos y vicios

Todo hombre, que quiere tener una buena erección debe eliminar de su vida las costumbres malsanas. Ya que, en general todos los hábitos nocivos y/o vicios disminuyen la circulación sanguínea. Con ello, reducen el riego sanguíneo local, interfiriendo con el llenado de sangre de los cuerpos cavernosos durante la erección. En consecuencia, disminuyen la erección, favorecen la aparición de problemas como la eyaculación precoz. Por ende, influyen negativamente sobre el tamaño del pene. Por lo que es necesario e indispensable que para tener una buena erección, no fumes, no seas alcohólico, no consumas drogas, no consumas comidas rápidas, artificiales y procesadas, mantén tu hogar lo más posible libre de tóxicos, entre otros.

  1. Masajear y estimular el pene es una excelente terapia eréctil

Hacerle terapia al pene puede sonar extraño. Pero, es una excelente manera de estimular tener una buena erección.  Con la ventaja que el hombre puede hacerla él mismo a solas. O bien, su pareja le puede ayudar. Particularmente a las mujeres, nos encanta poder ayudarle a nuestro hombre en esta tarea. Porque, aparte de favorecer su funcionamiento eréctil podemos disfrutarlo mucho, añadiendo nuestras variables de apoyo con nuestras manos, nuestra boca y hasta nuestra vagina, con tal de ayudarlo a ser dueño de las mejores erecciones.

tener una buena erección

Disfruta tu terapia paso a paso

  • Lubrica el pene.
  • Comienza a darte placer como lo prefieras, masajeando y estimulando. Para ello, lo mejor es no concentrarse solo en el pene, sino trabajar simultáneamente, escrotos y zona perineal.
  • Mantén la conciencia de tu excitación concentrándote en ella sin distraerte. Lo mejor es que lo tomes como especie de meditación con tu pene, concéntrate en sentir al máximo tus latidos cardíacos. Aunque tu mujer te ayude, tanto ella como tú deben tener presente que se trata de una terapia para tu erección que es donde debes estar concentrado. No es egoísmo, ni egocentrismo, es un trabajo serio y ella debe hacerlo bien. Este momento es para producirte placer a ti y lograr darte una máxima erección. Así, que es totalmente válido que la guíes, eres tú el que dirige lo que te va haciendo muy concentradamente. Por lo que debes ponerla tú hacer que te lleve al objetivo único de la terapia sexual llevarte a tener una buena erección. Ya habrá tiempo para lo demás, incluso puedes continuar inmediatamente después de tu terapia, pero durante la misma la concentración tuya y/o de ambos en tu pene es esencial y obligatoria.
  • Debes sentir cuando te acerques a la eyaculación, porque allí debes detenerte y esperar. Por eso el objetivo aquí no es eyacular y no debes hacerlo. Ahora, debes sentir concentradamente las contracciones de todo tu periné. Es decir, siente como se contraen tu músculo pubococcígeo, tus testículos y tu ano. Justo en ese momento puedes presionar tu músculo pubococcígeo, con fuerza y delicadeza.
  • Luego, viene la calma. Nuevamente recuperarás el control y te relajarás. Allí, puedes comenzar cuantas veces quieras, las veces que lo desees.
¿Te ha gustado?
También podría gustarte
Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.