Respuestas Específicas a preguntas sobre la Salud. Encuentra la respuesta a tu pregunta sobre la temática Salud de la mano de Expertos

Cómo se manifiesta la peritonitis aguda

0 77

La peritonitis aguda es una dolencia que por desgracia, es mucho más común de lo que nos imaginamos. Esta dolencia consiste en una inflamación del peritoneo.

El peritoneo es una membrana que recubre la parte exterior de los intestinos y de órganos como el apéndice. Esta membrana lo que hace es evitar las infecciones en esta zona, ya que digamos que se interpone en medio entre el microorganismo infeccioso y los órganos delicados de esta zona del cuerpo.

El problema con esto, es que muchas veces cuando estos órganos tienen alguna infección o las infecciones bacterianas del exterior son demasiado potentes, vamos a tener el problema de que esta infección pueda pasar a esta membrana, causando la peritonitis.

Como en otros casos como la apendicitis, tenemos varios tipos de peritonitis, siendo la peritonitis aguda la más grave y la que produce dolores más fuertes. En estos casos, lo más importante es saber detectar los síntomas cuanto antes, ya que de esta forma, podremos realizar un tratamiento especializado en el médico de cabecera más rápidamente.

En cambio, si no conocemos cómo se manifiesta, vamos a tener el grave problema de que no vamos a saber exactamente lo que tenemos, causando así que tengamos más posibilidades de sufrir daños a largo plazo, como por ejemplo un daño permanente en la zona intestinal.

Por este motivo, vamos a ver todas las formas de manifestación de la peritonitis aguda, es decir, vamos a ver en primer lugar sus causas y después vamos a ver sus síntomas, para que así tengamos cubiertos todo los frentes y sepamos exactamente a lo que nos estamos enfrentando.

Causas de la peritonitis aguda

Como acabo de decir, lo primero que vamos a mirar son las causas, ya que de esta forma, vamos a poder saber de dónde proviene la peritonitis. Esto es importante porque la peritonitis no suele ser una enfermedad como tal, sino que suele ser un síntoma o efecto de otra enfermedad que está en nuestro organismo. Por este motivo, debemos mirar bien la causa de la misma para poder poner una solución a esto cuanto antes.

Causado por apendicitis

La apendicitis es una enfermedad muy común, en la cual vamos a sufrir daños en la apéndice, un órgano que se encuentra al final del intestino grueso. Este órgano es bastante sensible, así que muchas veces se inflama ante algunos contactos extraños o microorganismos infecciosos.

Uno de los síntomas más claros de apendicitis es la peritonitis, además del dolor en la zona abdominal y los otros síntomas que nosotros conocemos. Normalmente después de extirpar el apéndice, si te ha quedado alguna infección en esta zona, se te tratará de curar la infección en unos días en el hospital y ya no pasará más.

Causado por infección por pus

Muchas veces, cuando tenemos algún problema en el estómago, estamos comiendo comida podrida o tenemos algún problema que nos haga tener pus, este se va a acumular en exceso. El problema con esto, es que parte del mismo se va a acumular en el intestino.

Cuando esto nos ocurre, esta parte del cuerpo se nos va a inflamar, causando así la peritonitis aguda. En estos casos habría que tratar primero la infección de pus para que dejase de emitirse y luego tratar de drenar el pus de alguna manera fuera del organismo.

Causado por bacterias

Hay un montón de enfermedades bacterianas que pueden llegar a nuestro organismo, ya que las bacterias están literalmente por todas partes y aunque algunas sean beneficiosas para la salud y otras no hagan nada, sí que hay bacterias perjudiciales. Normalmente, el sistema inmune las mantiene a raya, sin embargo, a veces por alguna razón se cuelan en el organismo, causando problemas como este.

En este caso, lo que ocurre es que el peritoneo se inflama por la excesiva proliferación de bacterias en la zona de los intestinos. Lo que ocurre aquí es una infección que se debe tratar, para que así el peritoneo pueda volver a la normalidad cuanto antes.

Causado por cáncer de colon

El cáncer de colon es una enfermedad muy grave, que es difícil de curar y que todos conocemos su tratamiento. En este caso, este tipo de cáncer puede producir peritonitis aguda, así que si notas alguno de los síntomas que luego describiré, deberás acudir al médico en la mayor brevedad posible, para así poder asegurarte de que no tienes cáncer de colon.

Los cánceres se producen por una mutación anormal de células, por una causa desconocida. En estos casos, aunque una vida saludable te ayuden, es como la lotería, si te toca, te tocó, por muy sano que seas.

Este artículo sobre cómo tratar la inflamación de la vesícula biliar también puede ser de tu interés.

Síntomas de la peritoninits

Ahora que ya hemos visto en profundidad las causas de la peritonitis, ahora vamos a ver sus síntomas, ya que de esta manera, vamos a poder comprobar al 100% si esto es así.

Cuando un síntoma de los siguientes aparezca, acude a tu médico de cabecera, el cual podrá determinar la causa de la enfermedad y con esta información, comenzar un tratamiento que te ayude a acabar con esta enfermedad en la mayor brevedad posible.

Dolor en el abdomen

Este es el síntoma más común y el que más aparece, pero también es el más confuso y ahora veremos por qué. El dolor en el abdomen consiste en un dolor agudo en la parte central del estómago y en la zona de abajo del mismo. Este dolor suele ser a pinchazos y además, suele ser más grave cuando tocas la zona.

Es confuso porque hay muchas más cosas que producen dolor de barriga, como por ejemplo una indigestión o comer algo que te ha sentado mal. Sin embargo, hay varias formas de detectar con total precisión si se trata de una peritonitis o no.

En estos casos, es probable que tengas apendicitis o una inflamación de ganglios en el intestino. Este dolor irá pasando del centro del estómago, a la esquina inferior derecha del cuerpo. Si palpas la zona y el dolor es muy agudo, corre al médico, ya que es probable que tengas apendicitis.

Taquicardias

En estos casos, el cuerpo humano está tratando de luchar contra la enfermedad y por este motivo, se producen taquicardias. El cuerpo acelera su corazón para así poder luchar contra la enfermedad con mayor intensidad, ya que así está realizando un bombeo de sangre mucho más intenso, algo que ayuda a combatirla más rápido.

Sin embargo, cuando suben las pulsaciones, podemos estar ante una taquiarritmia o taquicardia, la cual significa que vamos a tener el corazón demasiado acelerado, algo que en muchas personas podría ser un grave problema para la salud.

En estos casos, no es posible determinar muy bien lo que es, ya que se puede producir por una enfermedad bacteriana o por una apendicitis. Por este motivo, usa las taquicardias en combinación con otros síntomas para así lograr determinar lo que está ocurriendo.

Vómitos, gases y deshidratación

En estos casos, lo que ocurre es que el cuerpo va a sentir que hay algún cuerpo extraño en los intestinos. Esto va a producir un acto reflejo en la zona del estómago, el cual va a vomitar de forma totalmente involuntaria, como un acto reflejo que sin duda, no vas a poder evitar por mucho que te estés esforzando.

Además, se puede dar la deshidratación, el cual es el síntoma más peligroso. Lo que ocurre aquí es que al estar el intestino dañado, se van a producir problemas a la hora de absorber el agua. De esta forma, por mucha agua que bebamos, podemos llegar a estar deshidratados. La deshidratación es muy peligrosa, ya que puede producir incluso la muerte y acabar dañando algún órgano interno.

Finalmente, se van a dar gases. Aunque el cuerpo no sea capaz de absorber agua, esta tampoco se expulsa del todo, quedando ahí todos los desechos y produciendo gases en el proceso. En estos casos, suele estar todo causado por alguna infección bacteriana.

Anemia

La anemia es una enfermedad bastante grave, en la cual vamos a tener una alarmante falta de hierro en el organismo. Aunque la anemia por si sola no sea capaz de producir peritonitis aguda, la peritonitis aguda sí que puede producir anemia.

Lo que ocurre, es que el intestino además de absorber agua, también es capaz de absorber las correspondientes sales minerales y nutrientes como el hierro. Si no se absorbe el agua por la peritonitis, vamos a tener cuadros de anemia, ya que esta no permite absorber bien el hierro.

En este caso, lo que tenemos que hacer es curar la peritonitis y tratar de proporcionar el hierro a través de suplementos en pastillas que vayan a través del hígado y no del intestino. De esta forma, no vamos a sufrir problemas mientras estamos curando la peritonitis y vamos así a lograr tener una mejor salud y no tener efectos secundarios asociados a la misma.

En conclusión a esto, la peritonitis aguda es una enfermedad que como has visto es bastante peliaguda. Sin embargo, también es cierto que con el debido tratamiento de un médico, es totalmente reversible.

¿Te ha gustado?
2 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.
También podría gustarte

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.