Mal Aliento – Remedios caseros para el mal aliento

0 613

El mal aliento, también conocido como Halitosis, es un problema que afecta entre el 25 y el 30% de la población.

Estas personas se caracterizan por tener un olor desagradable en el aliento. En contra de lo que se suele pensar, no siempre se produce por mala higiene dental; otras causas pueden estar creando este problema.

La halitosis o mal aliento es una afectación bastante limitante e incómoda para la persona que lo padece, sobre todo a la hora de establecer relaciones sociales. Muchas veces, la persona no sabe que lo sufre; quizás tenga una ligera sospecha, surgida a través de la observación de las reacciones de personas con las que se suele relacionar.

La buena noticia es que la halitosis o mal aliento puede tratarse, además de poder combatirse con algunos remedios caseros que podemos poner en práctica a diario.

Causas de la halitosis o mal aliento

Para definir las causas de la halitosis o mal aliento, deberemos clasificar los diferentes tipos de mal aliento en función de su origen. En este sentido, encontramos dos tipos de mal aliento:

Halitosis o mal aliento de origen oral

Este tipo de halitosis se produce por problemas bucodentales. El mal aliento proviene de la cavidad oral.

Es un tipo que afecta al 90% de la población que sufre de mal aliento. Se estima que un 40% de esta población tiene como causa principal la acumulación de placa bacteriana en la lengua, por lo que la higiene es fundamental para prevenir y evitar este problema.

Algunas causas de este tipo de mal aliento son:

Causas no patológicas

  • La reducción de saliva produce un olor desagradable en el aliento: Es el caso que suele ocurrir al despertarnos por la mañana; las glándulas salivales también han descansado durante la noche, y esto hace que se multipliquen las bacterias que producen gases malolientes. Este tipo de halitosis no resulta patológico, pues el mal olor se termina a medida que la saliva va haciendo acto de presencia y va humedeciendo toda la cavidad bucal.
  • Uso de prótesis dentales: Las prótesis y otras piezas que se quitan y ponen pueden acumular restos de comida que puede producir un olor desagradable con el paso de las horas.
  • Edad: A medida que la edad va aumentando, se producen cambios en las glándulas salivales, por lo que el olor del aliento puede ir cambiando.
  • Fármacos: Algunos fármacos, como los antidepresivos y antihistamínicos, producen mal aliento. Esto se debe a sus componentes y al efecto que realizan en el organismo.
  • Fumar: Ya sabemos que fumar deja un olor muy característico y perfectamente reconocible en el aliento de la persona fumadora. Dejar de fumar es la mejor solución para terminar con el problema.
  • Saltarse comidas o realizar dieta puede producir mal aliento
  • Ingerir ciertos alimentos, como ajo y cebolla, manchan el aliento de un olor desagradable.

Causas patológicas

  • Caries y otras enfermedades bucodentales
  • Úlceras en la boca, estomatitis
  • Infecciones en la boca o faringe, ya sean creadas por hongos, virus o bacterias. Existen métodos caseros para curar infecciones de garganta.
  • Mala higiene bucal: El mal aliento suele producirse por acumulación de placa bacteriana en la lengua, debido a una higiene deficiente en la zona.

Halitosis o mal aliento de origen no oral

Este tipo de mal aliento recibe también el nombre de Halitosis extra oral. La causa de este tipo de halitosis corresponde a:

  • Trastornos sistémicos
  • Problemas del tracto respiratorio, como sinusitis o enfermedades respiratorias.
  • Enfermedades del sistema digestivo, como diabetes no controlada
  • Enfermedades hepáticas o renales, como disfunciones hepáticas y/o renales, artritis…

Este tipo de mal aliento lo sufren el 10% de las personas diagnosticadas de halitosis.

Síntomas de la halitosis o mal aliento

Dos son los síntomas más característicos de este problema:

  • El olor desagradable que produce el aliento. Muchas personas no saben que lo sufren, pues no alcanzan a oler su propio aliento. Pueden empezar a sospechar que sufren el problema viendo las reacciones de la gente con la que se relaciona.
  • Sabor desagradable: La halitosis produce un sabor de boca desagradable, que impulsa a la persona a estar bebiendo líquidos continuamente o comiendo alimentos con intenso sabor para intentar disfrazar o aliviar el mal sabor.

Síntomas del mal aliento

Cómo detectar si sufro halitosis

Ya que son muchas personas que no conocen su problema y les da mucho reparo preguntar a las personas con las que tiene confianza, conviene saber que existen tres métodos para comprobar el alcance del olor de nuestro aliento.

  1. Chupar la muñeca de la mano, dejar secar la saliva durante medio minuto aproximadamente y olerla. Si el olor es desagradable, podremos sufrir mal aliento.
  2. Frotar la lengua con un pañuelo. Dejar secar y oler. Un olor desagradable puede ser señal de halitosis.
  3. Medir la halitosis con un halímetro: Se trata de un sistema de medición electrónico que cuantifica el olor del aliento. De esta manera, podremos tener una medición científica de nuestro olor y determinar si sufrimos mal aliento.

Prevenir el mal aliento

Si nuestra halitosis es puntual y está causada por problemas puntuales, podemos prevenirla solucionando esos problemas:

  • No fumar, no beber alcohol, realizar un cepillado completo de dientes tras las principales comidas.
  • Lavarse los dientes adecuadamente, empleando el tiempo necesario y los elementos necesarios y de calidad.
  • Evitar respirar por la boca, pues reseca la lengua y se produce el mal aliento
  • No tomar alimentos ricos en grasas, hiperproteicos y no seguir una dieta hipocalórica.

Si nuestra halitosis es frecuente, necesitamos saber el problema que la causa para poder hacerle frente. Para ello, es necesario realizar una visita a nuestro médico.

Síntomas del mal aliento, como cuidar la higiene dental

Remedios caseros para el mal aliento

Existen una serie de remedios caseros que nos van a permitir ponerle remedio al mal aliento sin necesidad de recurrir a tratamientos médicos.

Se basan en preparados de enjuagues, infusiones y la ingesta de algunos elementos químicos y alimentos.

Enjuagues para el mal aliento

-Enjuague con aceite de orégano

Necesitaremos 6 gotas de este aceite por cada 80 ml de agua (aproximadamene, un tercio de vaso). Mezclamos bien la mezcla para que los dos elementos se integren.

Con esta mezcla realizamos dos o tres enjuagues diarios, sin tragar el líquido.

De esta forma, nuestro aliento se beneficiará del poder desinfectante del orégano.

-Enjuague de clavo y perejil

El perejil tiene muchas propiedades, de ahí que sea un remedio casero para la halitosis.

Para ello necesitamos dos ramas de perejil, dos clavos de olor y dos tazas de agua. Para realizar el enjuague, deberemos hervir todos los ingredientes durante 10 minutos.

Una vez tengamos la mezcla hervida, deberemos realizar dos o tres enjuagues diarios.

El mal aliento mejorará gracias a las propiedades aromáticas de sus ingredientes.

Infusiones para el mal aliento

Las infusiones se basan en ingredientes con altas propiedades refrescantes y aromáticas, como:

-Infusión de menta

Necesitaremos hervir un poco de agua y añadir una cucharadita de hojas de menta. Una vez hervido, colar y tomar después de cada comida.

-Infusión de anís

Consiste en añadir una cucharadita de semillas de anís verde a un cazo con agua hirviendo. Tras unos minutos, retiramos del fuego, colamos la infusión y dejamos enfriar.

Se recomienda tomar esta infusión cada mañana antes del desayuno.

Alimentos y otros elementos para el mal aliento

-Bicarbonato de sodio

Deberemos mezclar una cucharadita de bicarbonato con un tercio de vaso de agua. Realizar enjuagues con la mezcla, sin tragar.

El mal aliento se elimina gracias a la eliminación de malos olores que provoca el bicarbonato de sodio.

-Verduras para el mal aliento

La zanahoria produce salivación, por lo que es ideal para el mal aliento cuando se produce por poca saliva.

Las espinacas y el pepino contienen clorofila, ingrediente esencial para eliminar este problema.

-Frutas para el mal aliento

La manzana es una fruta que, además de tener propiedades positivas para el organismo, es rico en clorofila, ayuda a producir más saliva y, si la comemos a bocados, limpiará el sarro de nuestros dientes.

Síntomas del mal aliento, remedios caseros contra el mal aliento

Tratamientos profesionales para el mal aliento

El tratamiento profesional más adecuado para la halitosis depende de la causa que lo produzca.

Para la halitosis de origen oral, el tratamiento profesional se realiza en la consulta de odontología. Su objetivo es eliminar las bacterias que causan la placa y que provocan el mal aliento.

El odontólogo asesorará sobre como realizar una buena higiene dental para evitar la proliferación de nuevas bacterias.

Para la halitosis de origen no oral, es necesaria una visita a nuestro médico para determinar las causas que producen el mal aliento y tratar el problema que lo genera mediante su tratamiento correspondiente.

A modo de conclusión

La halitosis o mal aliento es una afectación que sufre aproximadamente un 40% de la población. Muchas de las personas afectadas no saben que tienen este problema.

El mal aliento puede ser causado por problemas bucales (poca higiene, caries, placa bacteriana, sequedad de boca...) así como problemas no orales (problemas respiratorios, hepáticos, digestivos…). En función de su causa, estaremos hablando de mal aliento de origen oral o no oral.

Existen unos remedios caseros para prevenir y eliminar el mal aliento. Se basan en enjuagues e infusiones, así como la ingesta de diferentes frutas y verduras con efectos aromáticos y refrescantes, que le darán frescor a nuestro aliento.

También podemos ponerle fin a la halitosis con tratamientros profesionales. En ese caso, deberemos acudir a la consulta de odontología y/o consultar con el médico para determinar si la causa del problema es bucal o se encuentra en otras partes del cuerpo, como el sistema digestivo.

¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 0,00% le ha gustado.
También podría gustarte
Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.