Cómo aliviar el dolor de muelas con remedios caseros

Cómo aliviar el dolor de muelas con remedios caseros
por | 168

El dolor de muelas es uno de los problemas que más nos preocupan en esta sociedad moderna. Por este motivo, aliviar el dolor de muelas suele ser de las cosas que mejor nos puede venir para el futuro.

Este tipo de dolor es diferente a todo lo que estamos acostumbrados, ya que sinceramente es mucho más agudo y difícil de curar que los dolores estándar.

En primer lugar, este dolor es fuerte y continuo, situándose en la zona de la boca. La razón es que en la boca hay demasiadas terminaciones nerviosas, algo que hace que el dolor sea mucho más intenso.

Entre las causas de este dolor, la principal es una mala alimentación,ya que los alimentos azucarados son los principales responsables de la caries y de este tipo de dolor. El otro causante es la falta de higiene bucal, es decir, no lavarse nunca los dientes.

Seguramente el dolor de muelas esté acabando contigo, ya que es tan intenso que seguramente tengas incluso mal humor cuando estás leyendo esto.

No te preocupes más por este dolor, ya que te voy a explicar los métodos que mejor me han funcionado para aliviar el dolor de muelas, métodos que me han hecho poder aguantar el tipo hasta el cese total del dolor.

Enjuagar con agua y sal para el dolor de muelas

El dolor de muelas suele estar causado por una infección en la zona, la cual puede ser debida a la caries o a algún tipo de heridas. En cualquier caso, la sal es uno de los mejores desinfectantes que existen para estas cosas.

La sal hará que la herida se cure antes y matará algunas bacterias de la boca, algo que te ayudará a tener una mejor higiene bucal y por lo tanto, a aliviar ese dolor de muelas que sin duda te está matando.

Coge un vaso de agua y echa una pizca de sal, da igual que te pases, ya que realmente cuanta más sal mejor. Una vez que hayas hecho esto, debes enjuagarte con sal en la boca durante un rato.

Al cabo de unos segundos verás como el dolor ha desparecido y cuando esto pase, es el momento de escupir. Este método funciona, pero tendrás que repetirlo cada poco tiempo, ya que los efectos son por tiempo limitado.

Evita el azúcar

Como ya dije antes, los alimentos azucarados son el principal causante de los dolores de muelas. La prueba está en que en la antiguedad apenas había caries, ya que no se comía azúcar y ahora muchas personas que toman azúcar tienen caries, pese a que tienen una gran higiene bucal.

En mi caso personal, dejé los refrescos azucarados hace algunos años, ya que pese a lavarme los dientes 4 veces al día, se me picaron todos los dientes por culpa de los mismos refrescos azucarados. Ahora mismo sólo tengo dolores de muela en épocas de consumir mucho azúcar, quedando demostrado que es el azúcar el principal causante.

La razón por la cual ocurre esto es porque el azúcar gusta mucho a las bacterias y al quedarse depositado en los dientes, irán a picar la muela para alimentarse a base de ese azúcar.

Por este motivo, no consumas azúcar cuando tengas dolor de muela, ya que sería como reforzar al enemigo. Es más, te aconsejo limitar hasta el consumo de frutas en este período, ya que todo lo que sea consumir azúcar va a ser malo para curar esta dolencia.

Aplicar frío en la zona

El siguiente paso es aplicar frío en la zona de la muela donde te duela. Esto lo puedes hacer de varias formas, como por ejemplo cogiendo hielo y poniéndotelo en el carrillo de la cara donde te duele. También puedes meterte un trozo de hielo en la boca, algo que provocará que la temperatura de tu boca baje.

La razón por la cual el frío funciona tan bien es porque duerme la zona. Esto aunque no cure hace que el dolor baje. Además el hielo baja la inflamación, de una forma similar a cuando aplicamos hielo a una herida.

Haz esto durante un rato con el objetivo de que la zona se duerma y se desinflame, es decir, aplica el hielo hasta que te deje de doler para poder curar el problema con mayor eficacia.

Masticar ajo

Un remedio poco conocido es masticar ajo, ya que no es uno de los métodos que recomienden los dentistas precisamente. El ajo es uno de los alimentos con mayores propiedades curativas naturales y no debe subestimarse en ningún momento.

El ajo entre otras cosas es un potente antibiótico, así que si masticas ajo crudo (si lo cocinas pierde muchas propiedades), vas a poder curar con mayor eficacia la enfermedad y así lograr aumentar las posibilidades de eliminar el dolor de muelas.

Yo te aconsejo tomar cuanto más ajo mejor, pero realmente con un par de dientes de ajo masticados justamente en la zona del dolor te pueden ya ayudar a paliar estos síntomas. En cuanto a la hora , es totalmente indiferente la hora en la cual lo hagas, pero a mi me gusta hacerlo antes de cada comida.

Enjuagarse agua oxigenada

El agua oxigenada es un producto basado en agua, pero no un agua cualquiera, sino un agua que tiene más oxígeno del que tiene el agua normal que todos conocemos.

Este exceso de oxígeno hace que el agua oxigenada sea un potente desinfectante y eliminador de microorganismos, algo que puedes usar en tu favor para el dolor de muelas.

Lo que hay que hacer es enjuagarse con agua oxigenada durante 30 segundos dos veces al día, como si fuera antiséptico. Después de esto escúpela y no te la tragues, ya que el agua oxigenada es un producto tóxico que en caso de ser ingerido puede causar grandes daños en tu salud.

En cuanto al modo de hacerlo, trata de hacer el enjuague centrándote en la zona en la cual te duela, es decir, que si te duele en el lado izquierdo, pases el agua más por el lado izquierdo que por el lado derecho, ya que así podrás atacar mejor la zona del dolor.

Zumo de limón

El zumo de limón es un potente antiséptico natural y también un buen antinflatamorio, es decir, que te a va a resultar bastante útil a la hora de eliminar el dolor de muelas, así que siempre debe ser tenido en cuenta para poder curarlo lo antes posible.

Además es uno de los alimentos con más vitamina C, la cual está considerada como el combustible del sistema inmune, es decir, que si tomas la cantidad de vitamina C correcta, vas a poder tener un sistema inmune mucho más estable y que funciona de una mejor forma.

La forma de hacerlo es preparar una solución de agua y zumo de limón. No eches nada de azúcar, ya que como ya te dije antes, el azúcar es malo para las muelas y podría ser peor el remedio que la enfermedad. Toma un par de vasos de estos al día y notarás como esto mejora.

Higiene bucal al extremo

En estos casos, la higiene bucal es aún más fundamental que en condiciones normales, ya que piensa que la zona de los dientes es la que está dañada y es que algo va mal. Una buena higiene te ayudará a eliminar a las bacterias y a detener la infección, algo que hará que el dolor cese y que puedas llevar una vida normal lo antes posible.

Lo primero de todo es lavarse los dientes, haciéndolo después de cada comida, aunque haya sido un tentempié. La cosa es que no quede ninguna bacteria en la zona después de comer, algo que te ayudará a mantenerte en un buen estado de salud y a evitar las infecciones .

También aplica hilo dental y otros productos para la higiene bucal , como por ejemplo el colutorio. El hilo dental te ayudará a eliminar los restos de comida que quedan entre los dientes, los cuales a menudo son olvidados con sus posteriores consecuencias.

Además del hilo dental, también debemos tener en cuenta el colutorio, el cual te ayudará a eliminar las bacterias y a desinfectar. Yo lo aplico justo después de hacer lo del agua oxigenada y de la misma forma, es decir, enjugando unos 30 segundos y luego escupiendo.

También asegúrate de que la lengua y las encías están bien cepilladas, ya que también son un gran foco de infección que debe ser tratado.

Acudir al dentista

Cuando nos duele una muela es que algo va mal y por este motivo, debemos acudir al dentista en cuanto nos sea posible. Aunque el dolor se haya ido, puede ser que tengamos caries y que haya que cortarlo con algún tipo de empaste.

Si por desgracia la caries es demasiado fuerte, habrá que realizar una endodoncia, es decir, desvitalizar el nervio para que no te duela, un procedimiento mucho más caro y complejo que los empastes, pero que funciona para eliminar los dolores de muela de la zona para siempre (sin nervio no hay dolor alguno).

¿Te ha gustado?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *